domingo, 5 de junio de 2011

Denuncia del expolio ilegal del Sahara Occidental en la Sociedad de Estudios Internacionales



Madrid, 3 de junio de 2011

El pasado miércoles 1 de junio, la socióloga María Suárez realizó una presentación en la Sociedad de Estudios Internacionales de Madrid (SEI) que llevaba por título: Los recursos naturales del Sáhara Occidental y el Derecho Internacional: un expolio ilegal pero consentido. Se trató de una conferencia dentro del ciclo habitual de trabajos que presentan los alumnos de este prestigioso foro de estudios a lo largo del curso.

En su exposición, María Suárez recalcó la incongruencia existente entre lo que proclama el Derecho Internacional sobre los recursos saharauis y lo que realmente están dispuestas a cumplir la ONU, la Unión Europea y otros países de forma individual, pues en este caso no se respeta en absoluto la soberanía del pueblo saharaui sobre sus propios recursos. La analista  hizo hincapié en la corrupción existente en Marruecos, donde no es casualidad que  muchos de los importantes cargos de las fuerzas armadas marroquíes dirijan o controlen  la mayor parte de las empresas que tienen que ver con la pesca o con la explotación de otros recursos. Para sustentar estas afirmaciones se basó en las investigaciones que en 2002 hicieron varios semanarios marroquíes, y cuyas informaciones nunca fueron desmentidas, así como el estudio publicado por la Fundación de derechos humanos francesa que dirige Danielle Mitterrand, viuda del antiguo presidente francés Françoise Mitterrand, y que tampoco fueron nunca desmentidas.

Destacó asimismo las incongruencias del gobierno español de Rodríguez Zapatero a la hora de pronunciarse a favor de las resoluciones de la ONU pero al mismo tiempo legitimando la ocupación ilegal marroquí del Sáhara Occidental y posicionándose a favor de las tesis de Mohammed VI con respecto al Sáhara. La Unión Europea tampoco escapó a sus críticas ya que, cómo explicó Suárez, la UE continúa contribuyendo al expolio mediante la firma de convenios de pesca y otras acciones, a pesar de que los servicios jurídicos europeos han afirmado que la explotación de esos recursos naturales en el Sáhara Occidental es ilegal si no repercute en beneficio del propio pueblo saharaui, lo cual debería ser demostrado por Marruecos, que no lo  ha hecho. Bien al contrario, los saharauis ya han dejado claro que a ellos no les beneficia, que son discriminados y mantenidos al margen y, además, tampoco han dado su consentimiento para tal explotación, hecho que ya de por si constituye una ilegalidad flagrante.

Gracias a la existencia de foros libres como el de la SEI, en donde sus conferenciantes tienen libertad de expresión, siempre dentro del respeto a la legalidad y a las normas de cortesía, es posible denunciar hechos execrables como el del expolio ilegal del Sáhara Occidental, sin que el lobby marroquí consiga impedir tales denuncias. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada